LA VITAMINA D, ¿Para qué medir la vitamina D? - Certus

LA VITAMINA D, ¿Para qué medir la vitamina D?

La vitamina D es esencial para la vida. Prácticamente cada célula del cuerpo requiere de la vitamina D. Esta vitamina participa en diferentes funciones celulares: la salud de los huesos, la producción de hormonas, y en la modulación de la presión arterial y de azúcar en sangre. Inclusive, se le relaciona con una gama de condiciones que abarcan desde la depresión hasta el cáncer.

Desafortunadamente, la deficiencia de vitamina D está siendo común y es poco valorada. Esta deficiencia se presenta comúnmente entre las personas que tienen alguna de las siguientes características:

  • sobrepeso u obesidad
  • piel oscura
  • mujeres embarazadas
  • uso de medicamentos (por ejemplo, anti-ácidos) y/o usan anticonceptivos
  • mayores de 70 años
  • trabajan sin exponerse al sol como oficinistas o trabajadores de fábricas
  • enfermedad de la tiroides
  • diagnóstico de enfermedad auto inmune como psoriasis, Hashimoto’s, etc.
  • trastornos digestivos
  • cirugía de obesidad
  • enfermedad del hígado o de riñones

La vitamina D se produce por medio de la exposición al sol y también se encuentra disponible en ciertos alimentos. Una exposición inadecuada al sol o un consumo limitado de alimentos ricos en vitamina D contribuyen a su deficiencia. El sol aporta entre un 80% y 90% mientras que las fuentes alimenticias aportan el 10%-20% restante.

La obtención de vitamina D puede ser a través de cualesquiera de las siguientes fuentes:

  • Exposición solar

La recomendación es exponer al sol la mayor cantidad posible de piel, aproximadamente 20 minutos o hasta que la piel se torne rosada, entre las 10 am y las 3 pm, sin bloqueador. Las mujeres embarazadas, las personas de tez oscura, aquellos que tienen exceso de peso y las personas mayores, requieren exponerse por más tiempo sin llegar a broncearse ni quemarse la piel. Las abuelas siempre tenían mucha razón de insistir en darse “baños de sol”.

  • Alimentos

El consumo actual de alimentos ricos en Vitamina D entre la población en general es muy bajo. Es necesario hacer un esfuerzo por incluirlos tan seguido como sea posible. La vitamina D se absorbe mejor con otros alimentos que contengan grasa, así es que, si evitas consumir aceites o grasas, es posible que estés en riesgo de tener deficiencia de esta importante vitamina-hormona.

Los alimentos con rico contenido de Vitamina D, son (ordenados de mayor a menor): aceite de hígado de bacalao (¡ésas abuelas! en la infancia nos correteaban con el aceite, ¿lo recuerdas?), sardinas en aceite, salmón, atún y otros pescados, la yema del huevo, y champiñones.

  • Suplementos

Los suplementos solo pueden ser prescritos por profesionales de la salud, ya sean tu médico tratante o tu nutriólogo/a. Existen riesgos asociados a suplementarse libremente. No te auto prescribas, asesórate correctamente.

Si no te expones al sol o no comes alimentos ricos en vitamina D, es posible que tengas una deficiencia. Algunos síntomas relacionados a la deficiencia de Vitamina D incluyen tener alergias, asma, desequilibrios hormonales, presión arterial alta, infecciones, dolor articular y hasta migrañas. El riesgo de cáncer y de enfermedades auto inmunes están asociados a la deficiencia de vitamina D.

La medición de la Vitamina D en sangre se llama 25-hidroxivitamina D, también denominada como 25(OH)D. El objetivo es que su valor se encuentre entre 33 y 80 ng/mL. Si tienes un valor en sangre menor a 33 ng/mL necesitas asesoría profesional para recibir tratamiento adecuado. Es necesario volver a medir cada tres meses hasta alcanzar el valor en sangre deseado.

Prepárate bien antes de tomar la muestra de laboratorio

No es necesario el ayuno para realizar la prueba. Sin embargo, para evitar realizar diferentes tomas de sangre se recomienda valorar la vitamina D junto con la Guía Metabólica (10008) o la Guía Metabólica Plus (10009), los cuales requieren de ayuno de 8 a 10 horas. Estas guías solo están disponible es los Laboratorios Certus.

Si tomas algún tipo de suplemento, en particular la biotina o suplementos para el cabello, deja de tomarlos tres días antes ya que pueden interferir con los resultados.

 

Autor: LNCA, NC Lucía Chávez

¿Como calificas este post?

Selecciona una estrella para calificar

5 / 5. 1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Certus Lab

FREE
VIEW